Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (COICA)
EN FR PT ES

,

Pueblo Shuar Arutam: Nos tienen enjaulados en nuestros propios territorios

Comunicaciones COICA

Existen muchos proyectos extractivistas, como que en la Amazonía no hubiera pueblos indígenas- Josefina Tunki

Josefina Tunki, es una mujer indígena defensora de los territorios amazónicos y la primera mujer en ser presidente del pueblo Shuar Arutam (PSHA), ubicado en la Cordillera del Cóndor en Ecuador entre los ríos Kuankus y Cenepa, conformado por 47 comunidades, 10.000 habitantes y una biodiversidad exuberante, convirtiéndolo en uno de los sectores más diversos del Ecuador; sin embargo, sus territorios están siendo invadidos desde el año 2000 por empresas mineras que ponen en riesgo la pervivencia de los pueblos y de los ecosistemas.

En esta zona el Estado ecuatoriano, ha entregado aproximadamente 165 concesiones a empresas privadas para que puedan extraer a cielo abierto minerales como el cobre, lo que implica que el 60% del territorio ancestral esté en manos de empresas extractivistas que se han posesionado de los territorios amazónicos dejando a varias familias sin sustento. Así lo corrobora Josefina Tunki, quien recalca que desde el 2016, 8 familias han quedado desplazadas porque les han sido arrebatados los títulos de propiedad de sus territorios.

“Ya hemos hecho demandas y denuncias a nivel nacional e internacional, pero el Estado nunca sale a nuestro favor, sino siempre a favor de la empresa”, menciona con malestar Tunki, quien reconoce la vulneración constante del derecho a la autonomía, a la libre determinación y a la consulta previa, libre e informada, por los gobiernos de turno, quienes no han garantizado la protección de los territorios amazónicos.

Fuente: Mongabay- Cortesía del pueblo Shuar Arutam

Esta problemática se ha agravado desde la promulgación de los decretos 151 y 95 emitidos por el actual gobierno de Guillermo Lasso, que ha impulsado una propuesta extractivista a mayor escala en el país, poniendo en peligro a los pueblos ancestrales; motivando a las empresas internacionales como Solaris, Lowell, Ecuasolidos, entre otras para que ingresen a los territorios indígenas a explotar y contaminar sus ríos, sus tierras y aire.

Los comuneros del sector manifiestan que no existe día en el que no ingrese un helicóptero a sus comunas hacer introspecciones, a dejar material o hacer negociaciones con los pueblos con el fin de dividir a la comunidad y generar conflictos internos para lograr su objetivo. Josefina reconoce que esta lucha ha sido intensa: “estamos siendo amenazados, dirigentes hombres y mujeres, pero estamos atentos”.

A pesar de las amenazas, el Pueblo Shuar Arutam dice: ¡No a la minería! ¡No a la contaminación!, y están trabajando en líneas acción para la defensa de sus territorios.

Desde la Coordinadora de Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica- COICA, respaldamos la lucha del Pueblo Shuar Arutam y hacemos un llamado al gobierno ecuatoriano, que, en cumplimiento a la normativa internacional, detenga las actividades extractivistas que vulneran los derechos de la madre naturaleza y pone en riesgo la pervivencia del pueblo shuar.

Alertamos a los organismos internacionales de derechos humanos a estar atentos de esta lucha que pone en riesgo la integridad y vida de los defensores y defensoras indígenas, quienes ejercen su derecho a la resistencia y protección de sus territorios ancestrales.