Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (COICA)
EN FR PT ES

DESDE LA COICA CONDENAMOS EL ASESINATO DE CUATRO INDÍGENAS YANOMAMIS A MANOS DEL ESTADO VENEZOLANO

Comunicaciones COICA

Hoy, 23 de marzo de 2022, la Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (COICA), a través de su Programa de Defensa de Defensores y Defensoras Indígenas (PDDD), rechaza y condena la muerte de cuatro indígenas Yanomamis y 5 heridos violencia generada por la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) del Gobierno venezolano, en Parima B en el Municipio Alto Orinoco, en el estado Amazonas de Venezuela.

Estos trágicos sucesos ocurrieron el pasado domingo, 20 de marzo, a partir de que los militares se negaron a devolver un equipo técnico (Reuter) que pertenecía a los hermanos indígenas, el cual había sido prestado para que todos tuvieran acceso a Internet. Por lo que se produjo la violencia contra nuestras y nuestros hermanos yanomamis.

Frente a estos lamentables sucesos, denunciamos la grave violación de los derechos humanos individuales y colectivos de los pueblos indígenas, en específico el derecho a la vida de los 4 hermanos yanomamis que fueron asesinados, así como el derecho a la integridad y a la salud de los 5 hermanos heridos que se encuentran en una situación delicada de salud. El gobierno venezolano no garantiza los derechos reconocidos en los tratados internacionales como la Convención Americana de Derechos Humanos (CADH), el Convenio 169 de la OIT, la Declaración Universal de los Derechos Humanos, la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, y la jurisprudencia de tribunales internacionales.

Por tanto, desde la COICA:

  • Instamos al Estado venezolano, a través de sus autoridades competentes, a realizar una investigación imparcial, diligente, con celeridad y en estricto respeto del debido proceso, a fin de determinar las responsabilidades que correspondan por los sucesos y la muerte de los cuatro hermanos yanomamis producto del enfrentamiento del pasado 20 de marzo con los militares de la Fuerza Aérea en Parima B. Esta investigación debe incluir la evaluación del uso excesivo de la fuerza pública siguiendo lo establecido en la Constitución venezolana y los estándares internacionales de derechos humanos.
  • Solicitamos, con carácter urgente e inmediato, que las autoridades competentes identifiquen a los militares que participaron en el enfrentamiento, así como a los altos mandos que estuvieron detrás de esta incursión, y sean incluidos en la investigación para determinar responsabilidades del Estado.
  • Exigimos a los altos mandos de la fuerza pública a que se abstengan de realizar actos criminales y acciones que extralimitan sus funciones que atentan contra los derechos humanos, de conformidad con los estándares internacionales de derechos humanos.
  • Hacemos un llamado urgente al gobierno venezolano a que establezca las garantías de no repetición respecto de los asesinatos y actos violentos por parte de la fuerza pública contra hermanos y hermanas yanomamis.

Los pueblos indígenas de la cuenca amazónica hacemos un llamado urgente a los organismos internacionales de derechos humanos, organizaciones sociales y a la opinión pública en general a pronunciarse y hacer seguimiento a los hechos, para que no se siga perpetuando estos actos que violentan con los derechos colectivos del pueblo yanomamis de Venezuela.